#Mal: 3 de 7

La #tentación, es algo de lo que es #difícil escapar… y es que en nuestro interior, hay una “especie” de #resorte, que nos #impulsa a caer en ella… ¿Entonces?: ¿es #imposible #vencer la tentación? #Humanamente, ¡si que es difícil…! porque estamos hechos de carne y hueso, y en la actualidad, más que “la fruta”, nos tientan otras cosas menos #sanas y que a corto, medio o largo plazo nos pasan #factura…

Es curioso, pero buscando fotografías para ilustrar la #tentación, aparece en un alto porcentaje de imágenes de mujeres hermosas, o cuerpos de hombre esculturales, y también de #chocolates en vez de #manzanas… y es que aunque nos imaginemos al diablo “feo”, y con cuernos y tridente, no es eso lo que #tienta al ser humano… él, utiliza todo tipo de #estrategias apetecibles para #caer, y como dice en Mateo 26:41: “…el espíritu está dispuesto, pero la carne es débil….”

Partiendo de esto, (que nos suena a todos…), y sabiendo que es un hecho #probado: ¡estamos avisados! y debemos tener fresca nuestra memoria, para no #olvidar experiencias por las que hemos pasado y que #irremisiblemente nos hicieron caer en la trampa de la #tentación en el pasado, y no solo tenemos que tener #fuerza de voluntad, porque una de las características más sobresalientes del diablo, es que es muy #pertinaz… y no desiste hasta hacernos #sucumbir, por tanto, no podemos limitarnos a “ser fuertes y responsables”, más bien debemos buscar de la #protección del Señor: “#Velad y #orad, para que no entréis en tentación…” (primera parte del versículo que veíamos más arriba en el capítulo 26 de Mateo, versículo 41).

La Oración, es un #arma poderosa, que nos previene de #caer en #tentación, siendo una de las peticiones que podemos encontrar en la oración del “Padre nuestro”,  (Mateo 6:9-13).

Ante la #tentación, hay dos opciones: luchar contra ella o “salir corriendo”: ¡huir de la situación comprometida…!  Lo más práctico y efectivo: ¡CORRE EN SENTIDO CONTRARIO!

Ten un buen día.

A %d blogueros les gusta esto: